Preysler tuneada

No queda más remedio que reconocer que Isabel Preysler es un prodigio de mujer. Cinco hijos y tres maridos no han devastado la belleza de esta filipina cincuentona adoptada por España para solaz del gremio de las peluqueras patrias. El tiempo no existe para ella, divina e inmortal, incombustible, siempre perfecta…

Pues no. Isabel se tunea que da gloria.

Pasen y vean:
He aquí a nuestra clásica Preysler, la del Hola, tuneadísima: estática, perfecta, retratada para una campaña de lanzamiento de un maquillaje anti envejecimiento de Margaret Astor (muy mal, Isabel, esa es una marca de afeites destinada al vulgo y tú eres una diosa)

Pero el contrato le exige que pasee su palmito durante el acto de presentación del ungüento y nuestra Preysler habla, camina, no es una efigie egipcia a pesar de que cada vez guarda más similitud con la efigie de Nefertiti (ojo, Isabelita, no te pases: conserva el iris del ojo izquierdo que eso ya sería una boutade incomprensible).

Cada vez que nuestra dama esboza una sonrisa, además de mostrar las inmaculadas fundas de sus dientes, exhibe unos pliegues extraños a la altura de las sienes. Probablemente se trata de una consecuencia de la tensión que soporta su piel (¿no serán esos surcos los pliegues nasogenianos en realidad?).También podría tratarse de un efecto secundario de abuso de proteína botulínica; el caso es que su preciosa sonrisa queda empañada. Comprueben y vean el fenómeno extraño aquí:

Y aquí:

Y aquí, con más detalle:

Para finalizar la cruel tanda de capturas, ilustro con la imagen de la señora Boyer recogiéndose del sarao, ya cansada y sin pendientes. Destaco unas protuberancias nada favorecedoras junto a los labios y esa extrañíiiisima nariz, similar a la de Pocahontas.

Moralejas:
-¡No compren el maquillaje de Margaret Astor que promociona Isabel Preysler!
-Tras una intensa observación de las imágenes adjuntas a este ilustrado y malicioso rebuzno, he deducido que Isabel Preysler padece el síndrome de Michael Jackson aunque sus modelos a imitar -Nefertiti, Pocahontas e Imelda Marcos- difieren notablemente de los del cantante. Ella ha obtenido mejores resultados.

Divina Isabel en cualquier caso ¿dónde hay que firmar?

Anuncios

2 comentarios

  1. dommage était une très belle femme

  2. qué repugnante, me he quedado de piedra

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: